martes, 23 de febrero de 2021

'COMO LA GRIPE ESTACIONAL '

La gripe estacional es una enfermedad mucho más dañina de lo que a veces se piensa. Se estima que cada año mata en el mundo a entre 290 mil y 650 mil personas (1).

En el primer año desde que se declaró la pandemia, en el mundo se han certificado oficialmente 2,5 millones de fallecimientos debidos al Covid (2), aunque en base a los datos sobre exceso de mortalidad , sabemos que el número real de muertos ha sido de entre 3 y 6 millones de personas (3). 

El Covid ha matado 10 veces más personas que las que mata la gripe estacional …y eso a pesar de las medidas de control extraordinariamente estrictas adoptadas en el todo el mundo para evitar su propagación: confinamientos, distancia social, reducción brutal de los viajes internacionales… Sin dichas medidas (es decir, en un escenario como el de la gripe estacional, frente a la cual no intentamos frenar su propagación  con acciones tan contundentes), el número de muertes provocadas por el Covid en el mundo se ha estimado que habría alcanzado las 40 millones de personas (4). 

Incluso con esas durísimas medidas (con un impacto brutal en la economía mundial) el Covid ha causado  10 veces más muertes que la gripe común, y sin ellas, habría matado a 100 veces más personas que la gripe. 

El Covid, como sabemos, es pues no solo muchísimo más letal que la gripe estacional: además provoca un número mucho más alto de hospitalizaciones, y causa que un porcentaje muy elevado de los contagiados persistan con síntomas de larga duración, muchas veces realmente severos.

Nunca terminaré de comprender que extraño resorte mental llevó a tantos periodistas mal informados, tertulianos listillos, pseudo-científicos y ‘enteraos’ varios a, contra toda evidencia científica, ningunear el riesgo que el virus suponía, comparándolo con la gripe estacional, como para quitarle importancia. Ese bulo  contribuyó a retrasar en algunas semanas la respuesta adecuada a la pandemia en Europa y mucho otros lugares, cuando todavía estábamos a tiempo de limitar su impacto global. 

Mucho, muchísimo dolor se podría haber evitado actuando a tiempo. Pero para eso hacía falta mirar a la realidad a la cara, no esconder la cabeza. 

 ----- 
(1) https://www.who.int/news/item/13-12-2017-up-to-650-000-people-die-of-respiratory-diseases-linked-to-seasonal-flu-each-year 
(2) https://www.worldometers.info/coronavirus
(3)https://www.economist.com/graphic-detail/coronavirus-excess-deaths-tracker
(4) https://www.lemonde.fr/blog/piketty/2020/04/14/avoiding-the-worst/

jueves, 7 de enero de 2021

La toma del Capitolio

Seis reflexiones rápidas... 
 (1)PUDO HABER SIDO MUCHO PEOR 
Al fin y al cabo hubo suerte. Estas cosas se sabe cómo empiezan pero nunca como acaban. La turba de extrema derecha estaba desatada. Por cuestión de minutos no logró penetrar en el hemiciclo con los senadores dentro; pudo haber habido ejecuciones y un baño de sangre. Los trumpistas incluso habían colocado dos bombas que la policía logró encontrar y detonar. 

 (2) ESTO NO FUE ESPONTÁNEO 
No me refiero solo al hecho obvio de que Trump alentó el asalto de forma explícita, sino a que se trataba de grupos organizados y con un plan claro . Hubo además una clara complacencia por parte de muchos policías y fuerzas de seguridad. Habrá que investigar a fondo. Saldrán muchos hilos y oscuras tramas, aunque el proceso durará meses. 

 (3) EL RIESGO NO HA ACABADO 
A medida que Trump y sus seguidores más acérrimos se sientan más aislados y acorralados, sus paranoias seguirán aumentando y estos grupúsculos se inclinarán cada vez más hacia la violencia explícita. Podemos esperar de todo: desde intentos de atentado el día inaugural a intentos de asesinato a Biden y otros políticos, asaltos armados con rehenes a capitolios de los Estados, etc. Serán hechos aislados - terrorismo crudo y duro. 

(4) TERCER PARTIDO 
Muchos van a abandonar el barco precipitadamente, dejando al psicópata de Trump cada vez más solo. La fractura entre los más acérrimos trumpistas y el resto del partido republicano es ya un hecho. Surgirá un nuevo partido populista y conspiranoico, capaz de aglutinar a una parte relevante del electorado (20 o 30%). Una especie de Vox a lo americano. 

(5) BIDEN REFORZADO 
Las fuerzas democráticas (izquierda, liberales, conservadores moderados) van a aglutinarse en torno al nuevo presidente. Al menos durante los primeros meses de su mandato, el respaldo al nuevo gobierno va a ser masivo. La mayoría de los americanos están hartos de las estridencias de Trump. Y el mundo también. 

(6) EL SIMBOLISMO DE LO OCURRIDO ES ENORNE 
Las impactantes fotos del asalto ilustrarán los libros de historia. Ha sido un hecho inaudito, un auténtico shock político y social que marca un antes y un después, con muchas implicaciones- algunos de los arcaísmos más notorios del sistema electoral serán reformados; las redes sociales revisarán su políticas y los límites a la libertad de expresión; pero, sobre todo, esas imágenes simbolizarán en fin del Imperio Americano, con esa metáfora casi literal del tipo disfrazado con una piel y unos cuernos sentados en la poltrona del presidente del senado... como los visigodos saqueando el capitolio de la Ciudad Eterna hace quince siglos simbolizaron la caída del Imperio Romano .